"Luto" Molina, netamente Ullunero y orgulloso

El jugador marcó el tanto de la victoria ante Mitre y terminó en llanto. Pero detrás de aquel festejo hubo algo más.

 

Por Carla Acosta

 Mientras Alfredo `Luto` Molina concentraba previo al choque ante Mitre en el Bicentenario, su esposa Natalia y su hijo recién nacido estaban internados en la clínica Cimyn. Estaba previsto que ambos estuvieran ese mismo sábado en casa, escuchando el partido del Azul, pero un inconveniente en el corazoncito del pequeño Thomás lo cambió todo.

Al bebé le detectaron un soplo en el corazón. Y con el antecedente del primer hijo de la pareja, Joaquín (16), quien nació con una coartación de aorta y tuvo que ser operado dos veces, los médicos decidieron profundizar los estudios.

"El viernes tenía firmado el alta, tenía el bolso preparado. Pero me dice la neonatóloga `no te vas a ir, tu hijo tiene un soplo en el corazón y con el antecedente de Joaquín preferimos hacer los estudios correspondientes para descartar cualquier cosa`. Se me vino el mundo abajo. Le llamé a él (Molina) y no pude contener el llanto”, contó la esposa del jugador.

En ese entonces el enganche estaba concentrando en el hotel junto al resto del plantel de Villa Krause. Y, a pocas horas de emprender viaje al estadio, recibió el llamado menos esperado. "Me voy de la concentración, me voy”, dijo el `Luto` en ese momento, aunque su señora finalmente logró tranquilizarlo y evitar que abandonara al equipo. 

Minutos antes de subirse al colectivo para ya enfrentar a los santiagueños. a Tomás le descartaron cualquier problemita en el corazón después de que los médicos de confianza de la cardióloga Teresita Herrera lo revisaron. "Fueron horas eternas, pero nos dijeron que estemos tranquilos que el bebé no tenía nada. Así que me fui a casa, escuché el partido y cuando hizo el gol me largué llorando”, recordó la mamá.

 

El futbolista, por su parte, también terminó emocionado dentro del campo de juego. La victoria del Azul, el gol y la noticia del alta de Tomás fue un combo perfecto. "Al principio estaba mal, pero después cuando me llama y me dice que estaba todo bien, me quedé tranquilo. Sentí alivio, porque era volver pasar lo mismo que con Joaquín. Justo después tuve la suerte de convertir un gol y terminé emocionado después de un día intenso”.

Súper papá

Natalia describió al jugador en su rol de padre de Joaquín, Lucas y Tomás y señaló que "es un muy buen padre. Es protector y siempre está pendiente de que no les falte nada. Cambia pañales y me ayuda un montón”.

Con el gol bajo el brazo

No es la primera vez que Molina convierte días después de ser padre. "Cuando nació Joaquín, jugaba para San Martín y convertí en el clásico ante Desamparados”, confesó.

El ascenso para coronar el año

Con el triunfazo ante Mitre de Santiago del Estero, el Azul se acomodó en la tabla de la Zona A del Federal A y está a dos puntitos del líder, Sarmiento de Resistencia. Para el enganche sanjuanino, el ascenso sería la frutilla del postre para un año espectacular. "Estoy feliz. Ojalá se dé, sería el retiro ideal, un sueño. Tenemos un buen plantel y vamos a dar pelea”.

FM Guadalupe en Facebook